Gobierno anunció paquete de medidas en ayuda a la clase media

  • Por Felipe Pinochet.

 

Durante la jornada del domingo recién pasado el Gobierno anunció un paquete de medidas para ir en ayuda de las familias de clase media en nuestro país, esto con el objetivo de apaciguar las consecuencias de la crisis económica derivada del Covid-19. El Presidente Sebastián Piñera puntualizó que se trataría de créditos blandos, postergación del pago de créditos hipotecarios, ampliación del subsidio de arriendo y una reapertura para postular a créditos para financiar el acceso a la educación superior.

 

El mandatario señaló que en esta decisión participaron “muchos sectores, pero especialmente de los partidos de Chile Vamos”, pero que también se da en el marco del acuerdo con la oposición en base al objetivo de avanzar en protección social, en la recuperación económica y hacer esto por medio de la responsabilidad fiscal.

 

Con el fin de fortalecer uno de los programas ya vigentes de la administración de Sebastián Piñera, llamado “clase media protegida”, el jefe de Estado anunció que se enviará un proyecto de ley para abrir la posibilidad que este sector acceda a créditos blandos, a tasa 0% y con períodos de gracia de hasta 1 año.

 

El crédito permitiría cubrir hasta un 70% de la caída en ingresos con un tope de $2.600.000, los cuales se pagará en 4 cuotas mensuales de hasta $650.000. Este beneficio será entregado por la Tesorería General de la República, luego de una postulación on-line que valide las caídas de las rentas de las personas.

 

Respecto al subsidio de arriendo, este se ampliará a la clase media a través de una nueva postulación dirigida a grupos familiares de ingresos bajos y medios con caída comprobada de ingresos superior al 30%, que no han obtenido con anterioridad al Subsidio de Arriendo y que no están cubiertos por la segunda entrega del Ingreso Familiar de Emergencia.

 

De esta forma, quienes hayan perdido hasta el 30% de sus ingresos podrán postular a un subsidio de hasta $150 mil para arriendos de hasta $400 mil, durante un período de tres meses. Además, se abren opciones para postergar los pagos de créditos hipotecarios.

 

En marzo la banca acordó con sus clientes la posibilidad de diferir en hasta tres meses el pago, asumiendo en ese momento que la emergencia sanitaria se extendería hasta junio. Sin embargo, dado que el estado de catástrofe se extendió por tres meses adicionales, dicho programa también se ampliará por el mismo lapso.

 

En cuanto a educación superior, se abrirá un proceso excepcional de postulación al CAE para estudiantes del 90% más vulnerable, que no cuenten con otros beneficios estudiantiles y que hayan visto perjudicada su situación económica después del proceso de postulación 2020.

 

Por otro parte, el Jefe de Estado apuntó que el Gobierno ya se encuentra trabajando en un plan de reactivación económica que se aplique cuando la crisis sanitaria se termine. Reducir las cifras de desempleo y bajar el número personas con su relación laboral suspendida son parte de la hoja de ruta que tendría el Ejecutivo tras el fin de la pandemia.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.