Universidad rusa completa su vacuna con “seguridad” y pretende distribuirla en agosto de este año

  • Por Felipe Pinochet.

 

La Universidad de Sechenov de Rusia, el principal Centro Ruso de Investigación Clínica sobre Medicamentos, aseguró este domingo que han finalizado un estudio clínico sobre una vacuna contra el Covid-19, que ha demostrado ser “segura”. Los investigadores afirmaron que los ensayos proporcionan las bases de seguridad y eficacia necesarias sobre el medicamento, e incluso dicen que podría distribuirse a mediados de agosto de este 2020.

 

El proyecto habría cumplido con éxito su fase inicial de ensayos clínicos con humanos y seguirá monitoreando su desempeño en estos días.

 

La agencia rusa TASS Smolyarchuk, quien es la encargada de dirigir el centro de estudios en la Universidad de Sechenov, aseguró que «la investigación se completó y demostró que la vacuna es segura, y que los voluntarios serán dados de alta el 15 y 20 de julio».

 

La casa de estudios reclutó a 38 voluntarios sanos para el ensayo, donde el primer grupo de 18 personas fue vacunado el 18 de junio y, el segundo, de 20 pacientes, el 23 de junio, y todos recibieron la sustancia desarrollada por el Instituto Gamaleya, un centro de investigación epidemiológica de Moscú, considerando tres factores: toxicidad, seguridad y efectividad.

 

El primer grupo de voluntarios será dado de alta del hospital el 15 de julio, y el segundo grupo seguirá el 20 de julio, sin embargo, los pacientes permanecerán bajo observación durante medio año para monitorear si desarrollan algún problema de salud debido a la vacuna, a largo plazo. Ahora, el Instituto realizador del antídoto deberá ahora tomar una decisión sobre cómo proceder con las próximas etapas del ensayo clínico y las posteriores pruebas masivas.

 

Rusia está desarrollando 17 vacunas contra Covid-19, de las cuales se espera que tres o cuatro entren en la etapa de producción. El ministro de Salud de Rusia, Mikhail Murashko, en tanto, dijo que la vacunación debería ser voluntaria.

 

Esta fue la primera y única vacuna de fabricación rusa contra este coronavirus preseleccionada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) en su informe sobre 23 ensayos clínicos en todo el mundo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.