Extienden cuarentena por tercera semana consecutiva en la Región Metropolitana

  • Por Felipe Pinochet.

 

 

Ante el dramático número de contagios y víctimas fatales a causa del Covid-19 que atraviesa el país, el Gobierno anunció que a partir de las 22:00 horas de este viernes 29 de mayo se extiende la cuarentena obligatoria para las 38 comunas de la Región Metropolitana, al menos hasta el próximo viernes 5 de junio, confinamiento obligatorio que también regirá por una semana más en las comunas de Iquique, Alto Hospicio y Lonquimay. Eso sí, la medida se levantará en Antofagasta y Mejillones.

 

Con esta extensión de cuarentena, la capital chilena permanecerá por tercera semana consecutiva bajo este régimen de aislamiento que busca evitar la propagación del coronavirus. La medida mantiene confinados a cerca de 7 millones de personas y había sido descartada durante semanas por el Gobierno, que optó inicialmente por aislar los barrios con más contagios.

 

«Para que esta cuarentena pueda ser levantada, es imprescindible la colaboración de todos. Si uno falla, todos fallamos. Estamos en una etapa muy dura, sobre todo en la región metropolitana», aseguró en la rueda de prensa el Ministro de Salud, Jaime Mañalich.

 

El aumento de casos nuevos en Chile se ha cuadruplicado desde principios de mayo, alcanzando más de 4.000 diariamente, y alcanzando un total de 90.638 contagiados y 944 fallecidos. Esto posiciona a nuestro país en una de las 15 naciones más afectadas del mundo hasta el momento.

 

El Gobierno agregó que la ocupación de camas de terapia intensiva en la región de Santiago llegó ya al alarmante nivel del 94%, y que esto obligó al Estado a comprar más de 400 nuevos respiradores que estarán en el país para la semana próxima.

 

En tanto, el Presidente Sebastián Piñera, durante la misma conferencia de prensa de este miércoles, señaló que “si los ciudadanos no colaboran, la situación se va a agravar. Estos son tiempos extremadamente difíciles. El sistema de salud chileno está tremendamente estresado, tremendamente exigido, y en la Región Metropolitana muy cerca de su capacidad máxima”.

 

En marzo, el Ejecutivo tomó el control de la red de salud privada del país, asignando camas y equipos de acuerdo con las necesidades regionales, y utilizando a los militares para transferir pacientes. Las salas de cuidados críticos en Santiago ahora reportan niveles de ocupación del 97%, según una encuesta realizada el martes por la Sociedad de Medicina de Cuidados Intensivos de Chile.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.